Recomendados

 
 
 

Radios

 

El Movimiento Cristiano y Misionero tiene su raz√≥n de ser en el hecho de conseguir enviar predicadores que proclamen el evangelio a todas las naciones, cumpliendo con la √ļltima ordenanza de nuestro Se√Īor Jesucristo: ‚Äú..Id y haced disc√≠pulos a todas las naciones de la tierra..‚ÄĚ.

Nuestro trabajo consiste en 5 puntos: Evangelizar, establecer, hacer discípulos, formar obreros y abrir obras, conforme a las sagradas escrituras. Para este fin debemos cumplir con los siguientes principios: Llamamiento, Guía del Espíritu Santo, Vida de fe, Discipulado y Ministerio de cuerpo. El M.C.y M, somos una familia con identidad propia, es decir, idiosincrasia, cultura, costumbres, personalidad, forma de ser, etc. Tuvimos el privilegio de haber conocido personalmente a nuestros padres espirituales, es decir, a los fundadores de esta visión, incluso vivir con la familia de uno de ellos, en su propia casa, haciendo el discipulado.

Al estar all√≠, se nos meti√≥ hasta en los huesos el esp√≠ritu y la vida misma de esta visi√≥n, nosotros vimos (de ver), como eran nuestros Pastores que comenzaron la obra del M.C.y M, el amor de ellos al Se√Īor, despojados de toda avaricia, sirvieron al Se√Īor con humildad, entregaron todo, su propia vida y lo que ten√≠an por esta visi√≥n, se consagraron al que los llam√≥, dej√°ndonos el legado de esta familia hermosa para que continuemos, generaci√≥n a generaci√≥n, en el mismo rumbo y destino que nos ense√Īaron. Ellos vivieron dependiendo de Dios y sus recursos.

Nos ense√Īaron a vivir por fe, experimentando la realidad pr√°ctica del cumplimiento de las promesas de la Palabra de Dios. Siempre caminaron por una palabra del Se√Īor y diciendo: ‚Äú..No hay obra sin obrero, lo importante es el obrero..‚ÄĚ, enfatizando la multiplicaci√≥n de obreros, el proceso en la escuela de Dios, el discipulado, ‚Äú..El Dios que me llama, me sostiene, y el sost√©n del obrero es la provisi√≥n de Dios, en el lugar donde √©l te pone est√°n los recursos para hacer su obra; el obrero es digno de su salario, el que trabaja del evangelio viva del evangelio. No te conformes con menos de lo mejor que Dios tiene preparado para vos..‚ÄĚ, dando √©nfasis en la vida de fe. Mirando a los fundadores de esta visi√≥n, recordamos que ellos no aceptaban t√≠tulos, solamente que se las llamara "hermana, hermano" Por ejemplo: "..el hermano Samuel, hermano Celsio, hermano Hugo, hermano Oscar, hermano Roberto, etc.." Lo mismo las hermanas; evidenciaron un tremendo esp√≠ritu de humildad, amor y servicio al Se√Īor. Espero que siga en nosotros.

Pastor Carlos Cabrera (Tomado del sitio www.mcymlasflores.com.ar)